“Las campañas de donación de médula ósea deben ser altruistas, desinteresadas y bien informadas”

La Sociedad Española de Hematología y Hemoterapia (SEHH) se ha adherido recientemente a la iniciativa #SaludsinBulos para, entre otros objetivos, desmontar noticias falsas en torno a la donación de médula ósea. En el marco de esta colaboración, el hematólogo Jorge Gayoso, médico adjunto de la Organización Nacional de Trasplantes (ONT) y socio de la SEHH, desmonta los principales bulos generados en este ámbito.

¿Cree que la donación y el trasplante de médula ósea son especialmente susceptibles a la generación de noticias falsas?

Sí lo son. La donación y el trasplante son procedimientos complejos donde el desconocimiento de los detalles específicos por parte de la sociedad facilita la aparición de conceptos erróneos o ideas preconcebidas basados en información poco sólida y que se transmiten sin el rigor necesario, generando desinformación y ansiedad en los pacientes y sus allegados.

¿Tiene la ONT algún mecanismo específico para detectar bulos y desmontarlos?

Dentro de la ONT tenemos un departamento de comunicación muy activo, que sigue diariamente toda la información referida a donación y trasplantes, y que elabora comunicados informativos al respecto tratando de formar a la sociedad en general, pero en ocasiones dirigidos específicamente a salir al paso de informaciones poco rigurosas.

También emitimos, a través de redes sociales, mensajes basados en evidencias científicas que ayudan a los ciudadanos a tener una información adecuada.

¿Es la donación de médula ósea un campo especialmente sensible? ¿Por qué?

La donación de progenitores hematopoyéticos (denominada genéricamente como donación de médula ósea) es un proceso especialmente susceptible porque es menos conocido para la población general. En ocasiones, se confunde la médula ósea (tejido encargado de formar nuestra sangre: glóbulos rojos, leucocitos –células de defensa- y plaquetas) con la médula espinal (tejido nervioso periférico que está protegido por el esqueleto vertebral).

Además, los avances en el campo del trasplante de progenitores hematopoyéticos (TPH) son muy rápidos y para cuando llegamos a transmitir un concepto complejo a la sociedad, en ocasiones se ha quedado obsoleto.

Valga el ejemplo del concepto de los progenitores hematopoyéticos (células madre que forman la sangre y que se pueden obtener de la médula ósea o de la sangre periférica de un donante o a partir de la sangre de cordón). Seguimos hablando de donación o trasplante de médula ósea cuando actualmente menos del 10% de los trasplantes usan médula ósea como fuente.

¿Qué bulos le han sorprendido especialmente en este campo?

Por ejemplo, que por donar médula ósea te pueden dejar inválido. Viene de la confusión de la médula ósea con la médula espinal. La médula ósea es un tejido líquido contenido en los huesos y lo obtenemos por punciones en las crestas ilíacas (huesos de la pelvis).

Se puede donar con pocas complicaciones, bajo anestesia general habitualmente, y volver a hacer vida normal en pocos días. La médula espinal es tejido nervioso que reparte los nervios por todo el organismo y no se puede donar.

¿Qué es? diferencia entre médula ósea y espinal

La médula ósea es un tejido líquido contenido en los huesos y lo obtenemos por punciones en las crestas ilíacas (huesos de la pelvis). La médula espinal es tejido nervioso que reparte los nervios por todo el organismo y no se puede donar.

 

Doctor Jorge Gayoso, médico adjunto de la ONT y socio de la SEHH

¿Sirven para algo las campañas de donación de médula ósea?

Las campañas sirven siempre que la información sea correcta, se dirijan de forma general a la sociedad en términos claros y comprensibles y promuevan una donación altruista, desinteresada y bien informada.

¿Se puede pedir una médula expresamente para una persona concreta con nombre y apellidos? ¿Por qué cree los medios (sobre todo generalistas y locales) suelen hacerse eco de estas campañas?

No se permite realizar peticiones o campañas dirigidas para individuos concretos. Sin embargo, debido al impacto mediático del tipo de pacientes (a menudo niños o jóvenes con enfermedades muy graves como leucemias u otros tumores), la facilidad de difusión de la información en diferentes medios o redes sociales y el fenómeno de identificación y empatía con una persona concreta (es un familiar, conocido, vecino, paisano, personaje público, etc.) permiten o generan fácilmente información que, por desgracia, no siempre es correcta o de la que no se hace un uso adecuado.

¿Hasta qué punto estas campañas espontáneas (no institucionales) contribuyen a que esa persona concreta encuentre una médula compatible?

De forma directa e inmediata, no sirven para una persona concreta. Se dispone actualmente de más de 32,5 millones de donantes y 750.000 unidades de sangre de cordón umbilical para poder encontrar un donante si hiciera falta.

En España disponemos de 380.000 donantes y 65.000 unidades de sangre de cordón, pero cuando se busca un donante se realiza en todos los registros del mundo a la vez. Si existe necesidad, se encuentra donante en el 90% de las búsquedas iniciadas en nuestro país a través del Registro Español de Donantes de Médula Ósea (REDMO).

De forma indirecta, siempre que la información sea adecuada, mantienen la atención social sobre la necesidad de la donación y ponen de manifiesto que no podemos bajar la guardia porque hay pacientes que lo necesitan ahora o en un futuro.

Donación médula ósea, ¿duele, tiene riesgos, cuántas veces se puede donar, existen requisitos?

 

¿Es difícil y doloroso el proceso de donación de médula ósea? ¿Se generan muchos bulos en torno a esto?

La donación de médula ósea no es complicada, pero genera molestias al donante (dolor en el lugar de la punción, hematomas, raramente infección o complicaciones anestésicas) que se suelen resolver en 2-3 días, a lo sumo en la semana.

Si la donación es de sangre periférica, el donante debe recibir unas inyecciones de medicación estimulante de la médula ósea durante 4-5 días y someterse después a un proceso de aféresis que dura de 3-5 h. La aféresis es lo más usado en la actualidad por su comodidad para el donante, su seguridad y su reproducibilidad.

En general, hay pocas complicaciones (dolores óseos por el estimulante, molestias en los accesos venosos, hormigueos o mareos durante la donación, etc.), que se controlan fácilmente de forma general, pudiéndose volver a la actividad habitual en 24-48 h.

El desconocimiento de estos procesos puede dar lugar a conceptos erróneos o bulos. Por suerte, nuestros donantes reciben información detallada y precisa, siendo muy infrecuente (menos del 5%) que un posible donante al que se le solicita una donación no quiera hacerla finalmente.

¿Qué posibilidades tiene un ciudadano español de encontrar una médula compatible para trasplante?

Si un paciente necesita un trasplante, en primer lugar, se busca un donante entre sus hermanos. La probabilidad de encontrar un hermano idéntico es del 25-30%, por lo que es muy frecuente buscar un donante compatible dentro de los registros internacionales.

En España se encuentra un donante de suficiente compatibilidad en el 80-85% de las búsquedas, en un tiempo de 3-6 meses; si añadimos una búsqueda de sangre de cordón, ese porcentaje llega hasta el 90%.

Por suerte, como decíamos antes, los avances son rápidos y se han desarrollado trasplantes a partir de donantes no idénticos con resultados similares a los de donantes compatibles.

Estos donantes, denominados haploidénticos –medio idénticos-, están disponibles para el 95% de los pacientes, dado que son los padres, todos los hijos y el 50% de los hermanos del paciente, e incluso en algunos casos familiares de segundo grado (primos y sobrinos).

A día de hoy podemos afirmar que casi cualquier paciente que necesita un TPH va a tener donante y lo va a tener en el tiempo necesario.

¿Quién puede ser donante de progenitores hematopoyéticos?

En términos generales, puede ser donante toda persona sana desde los 18 hasta los 60 años, siempre que no padezca ninguna enfermedad susceptible de ser trasmitida al receptor y que tampoco padezca ninguna enfermedad donde el hecho de la donación pueda poner en peligro su vida.

Desde enero de 2018, solo se incluye en el registro a nuevos donantes de entre 18 y 40 años inclusive. Esto se debe al objetivo de rejuvenecer y optimizar la composición de nuestro registro de donantes, ya que los donantes más jóvenes (menores de 40 años) son los más solicitados y con los que se obtienen mejores resultados clínicos en los pacientes que se trasplantan.

Existen una serie de circunstancias que contraindicarían la donación de una manera absoluta (tumores, infecciones y enfermedades graves no controladas), si bien otras pueden considerarse contraindicaciones temporales (embarazo, cirugía reciente, toma de algunos fármacos, etc.).

Los bulos de salud, a debate en el I Encuentro Nacional de Pacientes Blogueros

Los bulos de salud serán uno de los pilares fundamentales del I Encuentro Nacional de Pacientes Blogueros que organiza la asociación #FFPaciente el próximo 11 de septiembre en la sede del Grupo CTO (C/ Albarracín, 34, Madrid).

Así, habrá una mesa debate en la que se explicará cómo detectar las fake news y cómo combatirlas con iniciativas como la plataforma colaborativa #SaludsinBulos. Intervendrán María Rodríguez, paciente con diabetes y cuidadora de un niño con síndrome de Joubert; Jacobo Caruncho, paciente con esclerosis múltiple; y Dany Faccio, paciente celiaca.

La jornada abordará otros temas de actualidad como la ‘infoxicación’ informativa en sanidad y el apoyo emocional que encuentra el paciente crónico a través de la Red. “Desde #FFPaciente trabajamos para dar voz al paciente en la red. Después de tres años de intenso trabajo, estamos muy orgullosos de poder organizar este primer congreso de pacientes blogueros. #FFPaciente también responde a una necesidad cada vez más extendida entre los pacientes: la búsqueda de apoyo e información sobre su patología en la Red”, explica Pedro Soriano, presidente de #FFPaciente.

60% de los usuarios de la red consultan sobre salud

Según el Observatorio Nacional de las Telecomunicaciones y la Sociedad de la Información (ONTSI), un 60,5% de los usuarios de la Red la utilizan para consultas de salud y uno de cada cinco lo hace a través de las redes sociales. El informe también refleja que el 84% de usuarios ha leído comentarios de otros pacientes sobre sus experiencias.

La presidenta de la asociación Psoriasis en Red, Celia Marín, será la encargada de inaugurar la sesión, mientras que Adrián Sarria, paciente de colon irritable, será el moderador de las dos mesas de debate. La primera, en la que se abordará el apoyo emocional entre pacientes, contará con la participación de: Adrián Díaz ‘Don Sacarino’, paciente con diabetes y bloguero; Miguel López Abenoza, paciente con esclerosis múltiple y deportista; y David Muñoz, paciente ostomizado y bloguero.

Entrada libre

Además, habrá dos ‘tweetchats’ bajo los hashtags #PacientesEnRed y #FFPaciente para favorecer la participación de las personas que estén viendo el streaming a través del canal de YouTube de #FFPaciente.

Las entradas gratuitas para el I Encuentro Nacional de Pacientes Blogueros están ya disponibles en la web de #FFPaciente (www.ffpaciente.es). El evento comienza a las 16:00h en la sede del grupo CTO.

El mito del corte de digestión en verano

Desde la infancia, en las playas y piscinas españolas, se ha comentado que se debe esperar hasta dos horas después de comer para poder bañarse en el agua. Una idea que no es cierta. En el siguiente vídeo, Juan Toral, médico de familia y uno de los “cazabulos” de #SaludsinBulos desmonta el mito de “el corte de digestión” tan común en el ideario colectivo durante el verano. Un contenido en el que Toral explica los motivos por los que el cuerpo reacciona con síntomas como mareos, vómitos o incluso con pérdidas de conocimiento ante el calor, el agua fría y otros factores que puede provocar el colapso de nuestro organismo.

Además nuestro “cazabulos” también nos da consejos para que evitar estas situaciones y disfrutar con seguridad del verano que todavía queda.

Beber vino antes de dormir puede ayudarte a adelgazar

Beber vino antes de irte a dormir puede ayudarte a perder peso. Según este titular, los amantes del vino están de suerte ya que el vino “ayuda a adelgazar” y no será necesario restringir su consumo si quieren perder peso.

¿De dónde procede esta noticia?

Esta noticia se ha encontrado en un medio digital español. Se cita un estudio de la Universidad Estatal de Washington recogido en una revista digital irlandesa de divulgación. En el citado estudio, según la página irlandesa, no es exactamente el vino al que se le asocian los beneficios sino a una famosa sustancia que lo contiene: el “resveratrol”.

Consultando la página de la Universidad que respalda el estudio tampoco habla del vino, habla de diferentes frutas. El estudio se ha realizado en ratones, con una dieta alta en grasa y con casi 350 gramos de fruta. No se habla de vino ni tampoco se indica que haya que tomarlo antes de dormir.

¿A qué interpretaciones puede dar lugar este tipo de noticias?

En este caso en concreto, según la información publicada, no se relaciona el vino con la obesidad. Estudios sobre la obesidad y la pérdida de peso se publican a diario, pero hay que seguir teniendo en cuenta las bases de la alimentación equilibrada y la composición de los alimentos. El vino, independientemente de las propiedades antioxidantes que tenga, tiene un porcentaje de alcohol y, por tanto, kilocalorías.

La persona que quiera perder peso tiene que tener en cuenta todos los alimentos que ingiere sobre todos los que a priori son “superfluos” como es el vino.

Más saludable es incorporar los antioxidantes a partir de frutas y verduras que además de estos nutrientes contienen agua, fibra y otras vitaminas y minerales. Estos grupos de alimentos sí deben estar representados en cualquier tipo de alimentación (se quiera perder peso o no).

#SaludsinBulos y la AECC combatirán pseudoterapias de cáncer en internet

La plataforma colaborativa #SaludsinBulos  y la Asociación Española Contra el Cáncer (AECC) han firmado un convenio de colaboración para combatir las fake news y frenar la expansión de las pseudoterapias en internet y las redes sociales.  “Este acuerdo nos va a permitir ser más eficaces en la lucha contra las pseudociencias, que en los últimos meses se han cobrado las vidas de varios pacientes oncológicos, y es un tema que preocupa a la comunidad científica”, afirma Carlos Mateos, coordinador de la iniciativa.

Un estudio de la Facultad de Medicina de Yale publicado en el último número de la revista Jama Oncology alerta sobre el impacto de las pseudoterapias en los pacientes con cáncer. El trabajo analiza 1,9 millones de casos de pacientes oncológicos entre enero de 2004 y diciembre de 2013. En él, se incluyen pacientes con cáncer no metastásico de los cuatro tipos más comunes: mama, pulmón, próstata y colorrectal. La investigación concluye que quienes utilizan terapias alternativas son más propensos a rechazar los tratamientos convencionales y tienen, por tanto, mayor riesgo de muerte.

Sergio Vañó, presidente de AIES; Ignacio Muñoz, presidente AECC; y Carlos Mateos vicepresidente de AIES.

AECC, preocupada por las fake news

Por otra parte, el presidente de la AEEC, Ignacio Muñoz, destaca la importancia de este acuerdo con #SaludsinBulos. “Desde la AECC estamos muy preocupados por las informaciones falsas y el auge de las pseudoterapias en internet por el grave perjuicio que causan a las personas con cáncer y a sus familias por lo que vamos a poner todo nuestro empeño para que no proliferen”, indica Muñoz.

“El cáncer es una enfermedad que provoca mucho miedo a quien lo padece al conocer el diagnóstico y por ello, se busca mucha información en internet. Nuestro objetivo es conseguir que la información a la que acceda el paciente sea fiable, contrastada y segura, y para eso queremos impartir formación a pacientes y profesionales sanitarios en recursos digitales. La participación de la AECC se une al apoyo de otras instituciones relacionadas con la oncología que ya colaboran con nosotros, como SEOM, GEICAM y GEPAC”, añade Carlos Mateos.

I Simposio #CáncersinBulos

El próximo 19 de septiembre, el Hospital Clínico San Carlos de Madrid acogerá el I Simposio #CáncersinBulos en el que profesionales sanitarios, comunicadores de salud y asociaciones de pacientes debatirán sobre los bulos en cáncer y darán pautas para combatirlos desde todos los ámbitos. La jornada, coorganizada con el Comité de Pacientes del Hospital Clínico, contará con la participación de representantes de sociedades científicas, colegios profesionales, instituciones sanitarias, asociaciones de pacientes, organizaciones de comunicadores de salud y ciencia y blogueros.

AIES

AIES es una asociación sin ánimo de lucro que tiene como objetivo fomentar la introducción de la eSalud en la asistencia sanitaria. Para ello trabaja en la edición de estudios y publicaciones, organiza eventos, forma a profesionales sanitarios y ofrece consultoría en diferentes ámbitos de la salud digital.

 

“Si recibo un bulo, no lo rulo”

La iniciativa #SaludSinBulos va sumando cada día más profesionales y sociedades científicas colaboradoras para desmontar los bulos de salud que circulan por Internet y las redes sociales. Unas fake news que envían los ciudadanos  gracias a su implicación y responsabilidad a través de la página web del Observatorio de los Bulos de Salud en Internet.

Para conocer la importancia de identificar los bulos de salud y evitar su difusión a través de las redes sociales, Marián García, conocida como La Boticaria García, embajadora de la iniciativa #SaludSinBulos, ha decidido explicar las razones por las que estas falsas noticias se propagan con tanta con facilidad por Internet en su colaboración con el diario 20 Minutos a través del siguiente vídeo.

“Si recibo un bulo, no lo rulo”

“Si recibo un bulo, no lo rulo”, resume Marián García. Además, la Boticaria García también explica qué hacer para no participar en la difusión de estos bulos de salud. Y cómo informar a los profesionales de la iniciativa #Saludsinbulos. Un video muy entretenido y explicativo sobre cómo utilizar la plataforma del Observatorio de los Bulos de Salud en Internet. Recuerda que si has detectado un bulo puedes denunciarlo en el siguiente enlace.

#SaludSinBulos y la Sociedad Española del Dolor desmontarán los bulos sobre dolor de las redes sociales

La plataforma #SaludSinBulos (www.saludsinbulos.com) y la Sociedad Española del Dolor (SED) han firmado un acuerdo para desmentir los bulos y noticias falsas sobre dolor que circulan por internet y las redes sociales. #SaludsinBulos es una iniciativa de la agencia de comunicación COM Salud y la Asociación de Investigadores en eSalud (AIES) para combatir los bulos de salud. “Las fake news son ya un gran problema de salud pública. Las sociedades científicas son conscientes de ello y están actuando para combatir esta plaga de noticias falsas que se ha multiplicado con las redes sociales. En el caso del dolor, hay remedios caseros circulando por la Red que pueden ser muy peligrosos”, explica Carlos Mateos, coordinador de #SaludSinBulos.

Con la firma de este convenio, la SED habilitará una dirección de correo electrónico saludsinbulos@sedolor.es a la que se puede dirigir la población para plantear sus dudas sobre tratamientos para el dolor a un médico especialista. “El dolor representa más del 60% de las consultas de Atención Primaria. Lo que significa que la población lo sufre y busca respuestas. Por ello, en ocasiones, los pacientes acuden a informarse a fuentes que no son fiables. “Desde la SED nos comprometemos a trabajar para ofrecer una información veraz y a desmontar los bulos sobre el dolor y su tratamiento”, comenta el profesor Juan Antonio Micó, presidente de la Sociedad Española del Dolor.

Dolor crónico

Uno de cada cinco españoles, el 20 por ciento de la población, sufre dolor crónico, según datos de la SED. “Las personas que sufren dolor crónico suelen tardar de media 9 años en lograr controlar ese dolor, apaciguarlo o eliminarlo, aunque es muy difícil eliminar el dolor crónico, de ahí la importancia de un buen tratamiento del dolor agudo”, precisa el doctor Micó.

La educación al paciente en recursos digitales para que sepa buscar fuentes fiables en internet y compartir contenidos es uno de los objetivos de #SaludsinBulos. En el caso del dolor, un estudio australiano publicado en el número de mayo de la revista Digital Health asegura que escribir un blog puede ser útil para buscar, encontrar y proporcionar apoyo social a los pacientes con dolor crónico. “Informar con rigor es una responsabilidad de cara al paciente”, añade Carlos Mateos.

¿La insulina para la diabetes tipo 1 ahora en pastillas?

Nos hemos encontrado con el siguiente titular en prensa: “La insulina para la diabetes tipo 1 ahora en pastillas

El titular tiene su origen en el trabajo publicado en la revista “Proceedings of the National Academy of Science”, cuyo título original es “onic liquids for oral insulin delivery” (Amrita Banerjee, Kelly Ibsen, Tyler Brown, Renwei Chen, Christian Agatemor, and Samir Mitragotri; PNAS June 25, 2018.  published ahead of print June 25, 2018. https://doi.org/10.1073/pnas.1722338115)

En efecto investigadores procedentes de las Universidades de Harvard y Cambridge están investigando en nuevas formulaciones de insulina, para poder disponer de una vía alternativa a la administración subcutánea de la misma. La gran limitación para las formulaciones de insulina oral es precisamente el tracto gastrointestinal, es decir el aparato digestivo, ya que supone una gran barrera la administración de productos biológicos, por un lado por  la dificultad para su absorción y por otro que son rápidamente degradados. Y es precisamente lo que está llevando a cabo este grupo de investigadores, el desarrollo de una formulación de insulina oral  a través de una material que la proteja de la degradación a nivel digestivo.

Estudio en ratones

El estudio se ha llevado a cabo en ratones donde esta insulina ha mostrado excelentes resultados en cuanto a farmacocinética y  farmacodinamia y además el material se ha mostrado altamente biocompatible ( es decir ha sido  capaz de cumplir con su función sin  provocar efectos indeseables locales ni generales ) y además fue estable durante 2 meses a temperatura ambiente y al menos 4 meses en refrigeración.

Por tanto no podemos afirmar que la insulina inyectable  “ahora” la tenemos en pastillas. Únicamente podemos decir que existen grupos de investigación trabajando para intentar superar las barreras  que presenta la administración de la insulina oral. Dicha investigación  se está llevando a cabo en modelos animales, y aunque los materiales utilizados parecen seguros, todavía queda el reto de comprobar esa seguridad en humanos además de su eficacia.

¿Entrañan algún riesgo para la salud los escáneres de rayos X de los aeropuertos?

Un nuevo estudio elaborado por científicos independientes y promovido por la Asociación Americana de Físicos en Medicina establece que cualquier persona recibe más radiación natural por el mero hecho de permanecer aguardando la cola para someterse al análisis del escáner que durante el tiempo en que se realiza el “cacheo”. De hecho, un viajero debería pasar una media de 22.500 veces al año por un escáner de aeropuerto para alcanzar la dosis máxima considerada saludable.

Por lo general, en los aeropuertos de todo el mundo se utilizan dos tipos de escáneres: los que emplean ondas milimétricas y los denominados escáneres de retrodispersión. Los primeros emiten unas ondas de radio milimétricas, comparables a las de los teléfonos móviles y en ningún caso se trata de rayos X. En cambio, los de retrodispersión (que fueron polémicos cuando comenzaron a utilizarse porque permiten visualizar la silueta desnuda de la persona analizada) sí emplean rayos X, aunque de muy baja intensidad.

Los escáneres de onda milimétrica son fácilmente reconocibles, porque se trata de una cabina en la que los pasajeros se introducen con los brazos alzados. Los de retrodispersión consisten en dos grandes cajas entre las que se dispone el viajero. Estos escáneres emiten un haz estrecho de rayos X que efectúa un barrido, pero la intensidad es mucho menor que la de los aparatos de rayos X de transmisión, que se utilizan para realizar las radiografías médicas. Los rayos X médicos tienen intensidad suficiente como para atravesar el cuerpo del paciente, pero los de los escáneres de retrodispersión terminan en su práctica totalidad “rebotando” en el cuerpo del viajero. Eso sí, algunos pueden atravesar la piel. Pero ¿cuál es la radiación que recibimos cada vez que nos sometemos a esa prueba de seguridad en un aeropuerto?

Dosis de radiación

Las conclusiones señalan que la dosis de radiación recibida por un viajero en un escáner de retrodispersión es equivalente a la que cualquiera de nosotros recibe cada 1,8 minutos cuando está al aire libre, o cada doce segundos si va volando en el interior de un avión. Esto es, incide más radiación en nosotros mientras aguardamos en la cola para someternos al escáner en un aeropuerto que la recibida cuando se realiza la prueba.

Lo cierto es que todos estamos sometidos a radiación de forma natural. Ésta proviene de fuentes terrestres, como el radón que se encuentra en el aire, o la radiación cósmica que proviene del espacio. Incluso, nuestro cuerpo puede ser fuente de radiación originada por el proceso de desintegración del potasio. A mayor altitud, mayor será la radiación recibida, ya que la atmósfera nos protege menos de la radiación cósmica.

Así, el estudio constata que los tripulantes de un avión reciben en tres horas de vuelo mil veces más radiación que en el escáner previo a subirse a la aeronave. Y, desde luego, la intensidad de esa radiación es mucho menor que la necesaria para pruebas médicas. Aproximadamente, la exposición a la que nos sometemos durante una radiografía de tórax equivale a la de unos 1.500 escáneres de retrodispersión. Ni el más ocupado hombre de negocios ni el viajero más inquieto alcanzarían esa dosis en un año.

#SaludsinBulos y SEDAP formarán a los pacientes frente a los bulos en internet

La iniciativa #SaludsinBulos ha firmado un acuerdo de colaboración con la Sociedad Española de Directivos de Atención Primaria (SEDAP) para formar a los pacientes en la búsqueda de información fiable de salud en internet.

Otro de los objetivos del acuerdo es realizar campañas de concienciación para evitar los bulos desde los centros de Atención Primaria.  “Nuestro objetivo con esta colaboración es contribuir desde los centros de Atención Primaria a que los pacientes sean capaces de detectar posibles bulos, con la ayuda de los profesionales sanitarios, y sepan encontrar información fiable de salud en la Red”, señala el doctor Manuel Bayona, presidente de SEDAP.

Por su parte, Carlos Mateos, coordinador de #Saludsinbulos, destaca la importancia de formar a los pacientes en competencias digitales: “Un paciente informado es un paciente empoderado, que puede tomar decisiones sobre su propia salud, y que se adhiere mejor al tratamiento que le prescribe su médico. Por eso es muy importante empezar a actuar desde los centros sanitarios”.

Curso de formación

Con la firma de este convenio se pone en marcha la celebración de un curso de formación sobre recursos informativos digitales para pacientes de oncología, que se llevará a cabo este 28 de junio en Málaga.

El objetivo de esta jornada es conocer las necesidades informativas de los pacientes y ayudarles a buscar información fiable en la Red y que puedan compartir sus inquietudes y dudas de lo que encuentran con los profesionales sanitarios. “Ni los pacientes se pueden quedar con lo primero que encuentren ni los profesionales pueden limitarse a decir a los pacientes que no busquen en Google”, apunta Carlos Mateos.