WhatsApp y YouTube toman medidas contra los bulos de COVID-19

Dos de las principales redes sociales globales donde se están concentrando muchos de los bulos que están circulando en las últimas semanas sobre el COVID-19 han decidido tomar medidas. WhatsApp y YouTube han anunciado restricciones para tratar de frenar la viralización de las fake news sobre el coronavirus. Son noticias falsas que alarman sin fundamento a la población, perjudican a terceros o pretenden vender remedios milagrosos muy peligrosos para la salud.

WhatsApp restringe los mensajes reenviados

En #SaludsinBulos hemos comentado en numerosas ocasiones lo fácil que es contribuir a que un mensaje falso siga circulando por Internet: reenviar es un proceso muy sencillo y que lleva un segundo. Muchos ciudadanos reenvían bulos que les llegan a familiares y amigos con la mejor intención, sin ser conscientes de lo que están haciendo. Para evitar esto WhatsApp ha decidido establecer un límite para los mensajes reenviados varias veces: solo podrán ser compartidos una vez por  cada chat o grupo de la app. Con ello tratan de disminuir la transmisión de fake news, restringiendo la propagación de los mensajes “altamente reenviados”.

YouTube limita la monetización de contenidos sobre COVID19

Para los usuarios familiarizados con el canal de YouTube, es bien conocida la existencia de influencers que han convertido este canal en una importante fuente de ingresos, con vídeos que buscan monetizar como principal objetivo. Esta monetización de contenidos se verá limitada a partir de ahora en lo que se refiere a los vídeos relacionados con la pandemia del coronavirus. Los vídeos de COVID19 que incluyan contenido angustioso, con personas enfermas en hospitales o en situaciones críticas, así como con información médica errónea, retos y bromas no cumplirán las políticas de contenido para anunciantes y las normas de la Comunidad y podrían ser retirados.

En la categoría de “información médica errónea YouTube incluye “el contenido en el que se promuevan pruebas o reconocimientos sin base médica para detectar el COVID‑19, se hagan afirmaciones infundadas o falsas acerca del virus, se promocionen curas o remedios peligrosos, o se divulguen teorías sobre el origen o la propagación del COVID‑19 que contradigan el consenso científico”.

Vídeos retirados 

Prueba del compromiso que está adoptando YouTube para tratar de frenar los bulos en su canal es la retirada reciente de un vídeo del conocido pseudoterapeuta Pàmies, en el que recomendaba el prohibido MMS para curar el coronavirus. Este vídeo fue borrado a raíz de un tuit denunciándolo que se hizo viral, lanzado por Ricardo Mariscal, responsable de RRII de Salud sin Bulos. Tras ello y después de las quejas de numerosos usuarios, YouTube terminó por retirar el canal donde Pàmies y otros peligrosos acólitos trataban de vender sus perjudiciales falsos remedios para la salud, aprovechando el recrudecimiento de la pandemia.

En suma, estas medidas adoptadas por WhatsApp y YouTube van por el buen camino en la lucha contra la desinformación, más importante que nunca con la epidemia mundial que estamos padeciendo.

 

 

Deja un comentario