El Ejército no usará aviones para fumigar contra el Covid-19

El Instituto #SaludsinBulos tiene un acuerdo de colaboración con VOST para combatir los bulos de emergencias que estén relacionados con la salud. Desde #SaludsinBulos queremos desmentir que las Fuerzas Armadas estén fumigando, o vayan a hacerlo, desde aviones o helicópteros. El Ministerio de Sanidad ha autorizado el uso de biocidas en ambientes cerrados mediante aerosoles. Así lo confirma la Asociación Nacional de Voluntarios Digitales de Emergencias:

NO, el Ejército no va a emplear aviones para fumigar contra el coronavirus. La Orden SND/351/2020 autoriza el uso de biocidas por «medios aéreos» es decir, diseminándolos en el aire. Para ello se emplean varias técnicas.

En la Orden Ministerial no se cita en ningún momento el uso de aeronaves para la aplicación de biocidas.

Técnicas de micronizado o nebulizado

Para conseguir que un biocida cubra toda una estancia o vehículo, incluso a zonas inaccesibles, se emplean técnicas de micronizado o nebulizado. Se consiguen microgotas (en húmedo o en seco) que se difunden por el medio aéreo (el aire).

En el Preámbulo de la Orden, en su párrafo séptimo, quedan clarificadas las técnicas de dispersión en el medio aéreo de los biocidas: “De entre las técnicas más eficaces de desinfección se encuentran la utilización de medios aéreos pues a través de ellos, con técnicas de nebulización, termonebulización y micronebulización, se alcanzan todas las superficies con rapidez, evitando depender de la aplicación manual, que es más lenta, y en ocasiones no llega a todas las superficies por existir obstáculos que impiden llegar a las mismas”. Como indica este párrafo, la dispersión en el aire de microgotas facilita que se alcancen lugares inaccesibles a la limpieza mecánica manual.

En el caso de la nebulización las microgotas son tan pequeñas que se comportan como un gas tendiendo a ocupar toda la estancia y haciendo llegar el agente biocida a lugares inaccesibles (por vía aérea).

La nebulización consiste en la generación de partículas del biocida a tamaño mucho más pequeño que las microgotas de la aerosolización, inferior a 7,5µm, se genera una “niebla seca”. El tamaño de las partículas altera la tensión superficial de las mismas y hace que se comporten como un gas, por lo que tiende a ocupar toda la estancia, incluso en zonas inaccesibles y no moja las superficies donde se deposita. La ventaja de estos sistemas es que “inundan” toda la estancia.

Estos sistemas de nebulización «vía aérea» son muy empleados para desinfección de quirófanos, laboratorios, salas blancas, etc. por su alta efectividad, ya que alcanza las zonas críticas difíciles de acceder con medios tradicionales.

Se emplean porque no mojan los equipos, actúan por inundación de la estancia, alcanzan todas las superficies, pueden emplearse multitud de agentes y se pueden instalar sistemas fijos de nebulización, centralizados y monitorizados que, a horas determinadas, desinfectan las estancias.

El ejército no va a usar aviones o helicópteros para difundir biocidas

Por lo expuesto NO se van a emplear por parte del Ejército Español aviones o helicópteros para difundir biocidas. Además de que a esa altura y en esa cantidad no serviría para nada.

El lanzamiento de un aerosol desde una aeronave se asimilaría a los tratamientos que se hacen contra mosquitos y algunas plagas del campo. En estos casos se pretende lanzar microgotas del producto que sólo son eficaces “donde caen” y no serían eficaces contra virus.

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies